Un año más de dos millones y medio de euros después, por fin podemos estrenar el renovado lado de la Casa de Campo. La principal reforma la ha sufrido el muro de contención, que se ha construido de nuevo por lo deteriorado que estaba. Además, se ha instalado un bonito embarcadero de madera de 250 metros cuadrado y se ha llevado a cabo una mejora del paisaje de todo el perímetro del lago.

Además, en la zona de los restaurantes se ha habilitado un mirador para contemplar mejor los 80.150 metros cuadrados que ocupa el lago, un bien de interés cultural que llevaba 36 años sin reformarse. En cuanto al paisaje, se ha ampliado con más césped una zona de pradera junto al conocido como «plátano gordo», el árbol más famoso del lago, y se han instalado bancos corridos y hamacas de madera para disfrutar del buen tiempo (cuando llegue).

A las mejoras en materia de vegetación, con la plantación de nuevos madroños, arces, olmos, etc., y de la fauna, se va a repoblar con la tenca, una especie autóctona, para esta reforma también se han tenido en cuenta las actividades lúdicas y deportivas que llevan a muchos madrileños a visitar la Casa de Campo los fines de semana. Para los que les guste pasear, correr y montar en bici, se han pavimentado nuevas zonas y se ha mejorado el camino que rodea el lago, haciéndolo más accesible.

Y si sois más de salir a remar en un día soleado, en nuevo embarcadero cuenta con cuatro pantalanes, de los cuales tres son para 68 baras de uso recreativo y uno para piraguas y canoas.

¡Estamos deseando que pase este frío para poder disfrutarlo todo!

 

LIKE Y COMPARTE ¡SEAMOS MÁS! SUSCRÍBETE CON NOSOTROS PARA NO PERDERTE NINGÚN PLANAZO DEL AÑO CLICK AQUÍ .